mareo-por-otolitos

Mareos por otolitos: qué son y cómo evitarlos

El mareo por otolitos es una afección en el oído interno muy común que afecta a personas de cualquier edad y sexo, aunque se nota un ligero incremento de casos en mayores de 60 años.

La gravedad de los síntomas varía entre individuos. En algunos casos solo es un vértigo pasajero mientras que en otros es necesario un tratamiento y terapia física, ya que el malestar puede durar mucho tiempo.

¿Qué son los otolitos del oído?

Los otolitos del oído son pequeñas piedras que se encuentran en la zona del oído interno, específicamente en el utrículo y el sáculo. Estos dos órganos se encuentran en el “laberinto”, que es el órgano encargado del equilibrio, la apreciación del movimiento y la percepción de la gravedad.

Estas pequeñas piedras se encuentran inmersas en un líquido y tienen la función de cambiar de posición por efecto del movimiento de la cabeza y la gravedad. Estos movimientos son detectados dentro del laberinto, enviando las señales correspondientes al cerebro.

¿Qué son los mareos por otolitos?

Ya vimos que, cuando los otolitos se mueven en su líquido por efecto de la gravedad y movimientos de la cabeza, se generan unas señales que son enviadas al cerebro. Si estos cristales se salen de su ubicación, pueden generar falsas señales de equilibrio y orientación, afectando la percepción de la gravedad.

Esto ocasiona vértigo y mareos en el paciente. Cuando este mareo es crónico, se le conoce como vértigo posicional paroxístico benigno (BPPV por sus siglas en inglés).

Síntomas del mareo por otolitos

Cuando los otolitos están fuera de su lugar, el síntoma más claro es el mareo al cambiar de posición la cabeza, sea girándola o moviéndola de arriba a abajo. Los pacientes experimentan vértigo y mareos repentinos, pueden perder el equilibrio al intentar caminar y hasta caerse.

Incluso, en casos extremos, el paciente puede desmayarse debido a la angustia y al estrés generado. Otros síntomas asociados son las náuseas, el vómito y la disminución de la presión arterial.

Podrás notar que los otolitos en humanos cumplen una función primordial en la estabilidad física del cuerpo, el equilibrio y la posición en el espacio. Las personas que comienzan a sufrir de estos mareos de forma imprevista, por lo general, se aterran y entran en shock.

Los ataques pueden durar desde unos minutos hasta horas y pueden repetirse muchas veces al día. Dependerá de la ubicación de los otolitos y de los movimientos que realice el paciente en su rutina diaria.

Esta afección no reviste gravedad por sí sola y puede tratarse para aliviar los síntomas. Sin embargo, afecta el libre movimiento de los pacientes y limita considerablemente sus actividades.

Un paciente con mareos por otolitos no podrá conducir, hacer actividades en altura, manejar maquinaria pesada, subir o bajar escaleras, entre otras actividades.

Vértigo por otolitos: causas

Realmente no existe nada en específico que provoque estos vértigos. Sin embargo, pueden presentarse por lo siguiente:

  • Mantener la cabeza en la misma posición por mucho tiempo y moverla bruscamente.
  • Ejercicios físicos de alta intensidad.
  • La vibración percibida al manejar bicicleta, patineta o patinetes eléctricos.
  • Golpes en la cabeza desde leves a moderados.
  • Otitis e infecciones en el oído interno.

¿Cómo puedo evitarlos?

Lo primero que debes hacer si sufres de mareos continuos es ir a tu médico personal a una evaluación. Si realmente tu afección es provocada por el movimiento de los otolitos fuera de lugar, debes atender a las recomendaciones del especialista.

Estas recomendaciones variarán en cada paciente, dependiendo de la gravedad de los mareos y de los resultados del diagnóstico. Sin embargo, de forma general podemos hablar de los siguientes consejos:

  • No realizar actividades físicas intensas que impliquen cambios bruscos de posición.
  • No conducir vehículos automotores de ningún tipo.
  • No conducir bicicletas, patinetes o vehículos semejantes.
  • Evitar pararse de la cama o de la silla de forma brusca.
  • No dormir del lado del oído afectado.

Tratamiento

El mareo por otolitos se puede tratar con terapia física asistida por un médico especialista. Realizar algunos ejercicios y movimientos específicos puede ayudar a posicionarlos nuevamente en su lugar.

Muchas veces se necesitarán varias sesiones para lograrlo. El paciente notará la mejoría casi de inmediato. Estas terapias físicas deben ir acompañadas de una serie de actividades que debes hacer a diario y otras que debes evitar.

Si el paciente sufre de náuseas intensas y vómitos, el médico puede recomendar medicamentos que mitiguen este efecto mientras dure la terapia.

Centros Multiacústica

Centros Multiacústica

Autor verificado

En nuestro centro auditivo mejoramos la comunicación entre personas, por ello, y a través de nuestros expertos en audición y salud auditiva alrededor de toda España, podrá encontrar personalización y trato humano a la hora de realizarse una revisión auditiva, calibrarse su audífono, así como reparar el mismo en nuestra tienda de audífonos para sordos.

¿Quieres mejorar tu audición?

¡Te asesoramos!

Prueba audífonos
gratis ahora

¡Encuentra el audífono que mejor se adapta a tus necesidades!

Deja tus comentarios

Contacto

¡Nos ponemos en contacto contigo lo antes posible!

Atenderemos tu consulta a la mayor brevedad posible.

Te llamanos

Encuentra tu centro auditivo

Abrir chat
1
Hola
¿En qué podemos ayudarte?